Gamereactor España. Aquí podrás ver los últimos tráilers de juegos, gameplay y entrevistas grabadas en los eventos mundiales del sector. Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Español
Gamereactor
análisis
Scorn

Análisis de Scorn

Repulsivo, confuso y terriblemente marrón, Scorn es, sin embargo, una aventura de terror bien construida y envolvente.

Suscríbete a nuestra newsletter

* Campo obligatorio
HQ

De vez en cuando aparece un juego que llevaba tanto tiempo en desarrollo que ya había perdido la fe en si llegaría a salir algún día. Hace cinco años, recuerdo que Scorn patrocinaba un podcast que escuchaba por aquel entonces. El juego fue descrito entonces como un proyecto estilístico con una atmósfera lúgubre y asquerosa. Ahora, tras haber jugado finalmente a Scorn, puedo decir que la descripción era bastante fiel. Scorn es una experiencia bastante única, y es fácil ver por qué el estudio Ebb Software ha tardado tanto tiempo en terminar el juego.

HQ

Scorn es minimalista en su forma de contar su historia, y después de haber jugado, todavía no estoy muy seguro de lo que he experimentado relamente. Eres una criatura de aspecto humanoide que abre los ojos y luego tienes que averiguar qué está pasando sin ningún tipo de narrativa externa u omnisciente, aparte de la que te proporciona el entorno y los puzles que tienes que resolver. Por un lado, funciona bastante bien porque es tu propia interpretación la que crea la historia. Por otra parte, todo parece un poco inútil, ya que tu avatar en el juego no tiene ninguna personalidad que te haga querer averiguar qué demonios está pasando.

Por esa razón tuve que forzarme a pasar de las primeras horas de juego, porque el título no hacía ningún intento de guiarme. En esencia, los puzles son la historia, y sin ellos, solo deambulas por habitaciones grises y marrones, que se parecen bastante entre sí. Justo al principio, también me costó encontrar el botón adecuado para poner en marcha el juego, ya que todos los demás rompecabezas de esta primera zona dependían de la resolución de un puzles inicial específico. Por suerte, al final lo encontré y, una vez resuelto, los demás puzles también empezaron a tener sentido.

Publicidad:

Lo que me faltaba era una cosa parecida a un huevo (los objetos en Scorn suelen ser versiones grotescas o retorcidas de lo que conocemos en nuestra realidad) que contenía una cuna con una criatura tullida y quejumbrosa. Después de utilizarlo en varios puzles, puedes decidir si matar o liberar a la criatura. A continuación, tienes que superar otros tantos puzles, dependiendo de si la liberas o la matas. Independientemente de la opción que elijas, acabas usando el brazo de esta criatura para abrir la primera puerta grande, que estaba previamente cerrada.

Este es también un ejemplo de la narrativa del juego, ya que inmediatamente empiezas a preguntarte qué es la extraña criatura y por qué está en un huevo. Como he dicho, incluso después de completar el juego no estoy muy seguro de lo que he visto. Por eso también creo que Scorn es un poco extremo. No hay una respuesta definitiva, salvo la propia interpretación de los numerosos y extraños acontecimientos con los que te encuentras.

ScornScorn
ScornScorn
Publicidad:

Puede que a algunos les resulte atractivo, pero a mí personalmente me costó mucho explorar el grotesco mundo sin una historia que me guiara, ya que su atmósfera es muy, muy deprimente y no es especialmente divertida de habitar. Entiendo lo que Ebb Software intenta hacer aquí, pero en términos prácticos odié cada minuto, y tuve que tomar muchos descansos durante mi partida, ya que realmente sentía que afectaba a mi estado de ánimo si estaba en el mundo durante demasiado tiempo. Es una elección de estilo, y eso lo respeto, pero el ambiente hizo que toda la experiencia fuera bastante deprimente para mí. Pero si este tipo de desolación descarnada te atrae, es ciertamente eficaz. Lo que me hizo seguir adelante fueron los puzles, que de hecho son bastante ingeniosos y empiezan a tener sentido una vez que te acostumbras al extraño tipo de lógica que rige el mundo de Scorn. La dificultad aumenta gradualmente, pero nunca se hace demasiado difícil.

Visualmente, Scorn es una encantadora mezcla de marrones y grises oscuros, y la música premonitoria realza su ambiente lúgubre. Aunque sea bastante clásico, hay varios puzles en los que hay que encontrar varias habitaciones, en las que hay que pulsar un interruptor o resolver un puzle, lo que no es inusual en el género. El problema es que pasé más tiempo paseando por los laberínticos pasillos, a veces bastante enrevesados, que resolviendo los propios puzles. Ebb Software ha tratado de resolver esto resaltando las zonas interactivas con color rojo, pero cuando no puedes encontrar las habitaciones correctas para empezar, ahí empieza a poner a prueba tu paciencia. La cosa no mejora conforme avanzas en el juego, donde también tendrás que lidiar con enemigos que reaparecen poco tiempo después de haberlos derrotado. Con todos los paseos de ida y vuelta, esto se convierte rápidamente en una verdadera molestia.

Al principio del juego, tu única arma es una lanza que se puede usar para apuñalar a los enemigos, pero más adelante puedes mejorar tus poderes, por lo que es posible disparar incluso granadas, entre otras cosas. No te equivoques, esto no es un shooter ni mucho menos. Sí, a veces tienes que disparar a las desagradables criaturas que quieren hacerte daño, pero las armas se utilizan sobre todo para resolver los puzles. Hay, por ejemplo, un combate contra un jefe en el que hay que usar el lanzagranadas de una forma determinada para derrotarlo. Después del jefe, el lanzagranadas también debe usarse en varios lugares para resolver los puzles habituales, lo cual es una característica bastante ingeniosa. También contribuye a la construcción del mundo, ya que todo en Scorn parece estar interrelacionado, a veces en un sentido muy desagradable y corpóreo.

HQ

Como ya he dicho, Scorn no es un juego muy colorido o alegre. Su mundo es marrón, industrial y feo, y la atmósfera es opresiva y deprimente. Además, todo es extremadamente oscuro, y hay una niebla gris y enfermiza que cubre la mayor parte del escenario. Rápidamente tienes la inquietante sensación de estar atrapado en el vientre de una bestia, ya que todo es orgánico y hay paredes palpitantes cubiertas de babas, mucosidades y cosas peores. Al principio del juego, tienes un artilugio en el brazo que te permite interactuar con los rompecabezas, abrir puertas y cosas por el estilo, tienes que meter los dedos o las manos en agujeros que parecen diversas aberturas corporales. Es muy asqueroso, pero va bien con la atmósfera general del juego. Como decía no es para todo el mundo, pero está sorprendentemente bien diseñado en toda su repulsión.

Scorn es un juego extraño. A pesar de ser visualmente estilizado, exige mucho del jugador, y no recibirás ninguna ayuda de los desarrolladores. La única manera de avanzar es dejarse absorber por la atmósfera desagradable aunque hipnótica del juego, que te ayudará a comprender la lógica de los puzles. Desde luego, no es un juego con el que te sientas a relajarte, ya que requiere bastante concentración. Disfruté mucho de ciertas partes del juego y no me importaron otras, pero hay que reconocerle la determinación a Ebb Software, que tuvo una visión clara del juego y decidió mantenerla hasta el final.

07 Gamereactor España
7 / 10
+
Buenos puzles. El mundo está muy bien construido. El apartado sonoro crea una atmósfera opresiva perfecta.
-
Historia mínima. Quizás demasiado deprimente. Un estilo visual muy monótono.
overall score
Media Gamereactor. ¿Qué nota le pones tú? La nota de la network es la media de las reviews de varios países

Contenido relacionado

0
ScornScore

Scorn

ANÁLISIS. Autor: Claus Larsen

Repulsivo, confuso y terriblemente marrón, Scorn es, sin embargo, una aventura de terror bien construida y envolvente.

Te puede interesar...



Cargando más contenido